sábado, 27 de agosto de 2016

Canarias, ¿Africa o Europa?

Manel, un concursante del programa "First Dates" ha levantado polémica en las redes con sus declaraciones "He ido a África, pero solo a las Islas Canarias". Muchos canarios se han sentido ofendido, pero debemos preguntarnos si realmente tienen razones para ofenderse por dicho comentario.

Primero, geográficamente Canarias es Africa, eso nadie con un mínimo conocimiento de geografía debería ponerlo en duda. Podemos discutir si somos políticamente, socialmente, económicamente o culturalmente africanos, pero lo que no podemos discutir es que geográficamente lo somos.

Canarias y el continente africano

Podemos argumentar que nuestro sistema sistema político es europeo, basado en la democracia griega, defensora de nuestros derechos políticos como cualquier ciudadano europeo y que nada tiene que ver con las falsas "democracias" africanas.

La realidad es que Carlos Fernández Esquer, de la Universidad Autónoma de Madrid, realizó un estudio titulado El extravagante sistema electoral canario. Comparó 65 sistemas democráticos de todo el mundo y el sistema electoral canario tuvo el dudoso honor de ser el peor de todos junto con el de Tanzania.

Nuestro sistema electoral es uno de los peores del mundo. Es atípico, sesgado, desigualitario y produce un menoscabo del pluralismo político. Está diseñado de tal forma que desincentiva la creación de nuevos partidos políticos y mantiene a los electores cautivos del llamado "voto útil". El 33% de los escaños del parlamento esta mal repartido, es decir uno de cada tres escaños es ilegitimo. Es un sistema que no pasa los mínimos requisitos de higiene democrática.

Por tanto nuestro sistema electoral nos acerca más a Tanzania que a las llamadas democracias occidentales. De hecho nuestro sistema electoral es peor que la mayoría de los sistemas electorales africanos.

Podemos argumentar también que somos ciudadanos de la Unión Europea, y sería cierto, lo mismo que los polinesios de Tahiti y los departamentos franceses en el pacifico, lo mismo que los negros e indios de la Guayana francesa, que los malagasi e hindues de la isla de Reunión en el Pacifico, o que los mestizos caribeños de la Martinica, Guadalupe o las Islas Cayman.... y no creo que a ninguno de ellos se les ocurriera llamarse europeos, de la misma forma que a un Hawaiiano no se denominaría americano sino polinesio, por mucho que Hawaii pertenezca a los Estados Unidos.

También podemos argumentar que culturalmente somos europeos. Yo sinceramente lo dudo. He vivido 12 años emigrado en diferentes partes de Europa y los valores, la mentalidad y la concepción del ciudadano y del individuo en países como Alemania, Inglaterra, Holanda, Suiza, los países nórdicos o Francia poco tienen que ver con la mentalidad española y mucho menos con la mentalidad canaria.

Canarias tiene un fondo cultural norteafricano y amazig (bereber) del que la mayoría de los canarios ni siquiera son conscientes.  La herencia norteafricana es palpable y evidente para el que la sabe ver. Es una tremenda herencia cultural y espiritual que despreciamos rechazándonos a nosotros mismos.

Canarias también comparte elementos culturales con el mundo sudamericano, y no creo que pienses que un cubano, un mexicano o un colombiano sean "europeos" ni que el "punto cubano" sea música tradicional alemana.

También podríamos argumentar que en los aspectos sociales somos más europeos que africanos, pero si si me apuras un poco te diría que según los datos e indicadores socioeconómicos como paro o miseria en Canarias, actualmente no estamos tan lejos de los de cualquier economía subdesarrollada del continente vecino. Es más, yo diría que hay muchos países del continente que están desarrollándose mejor que nosotros, e incluso algunos países como Botswana que tienen mayores niveles de gobernanza y menores niveles de corrupción, no ya que Canarias, sino que España. Lo mismo ocurre con países americanos como Costa Rica, Chile o Uruguay.

Finalmente podemos argumentar que nuestra economía no es africana, que es una economía abierta y moderna, pero en realidad lo único abierto son los aeropuertos para que vengan turistas, todo lo demás está cerrado. Canarias es quizás una de las economías más cerradas y burocráticas que existen actualmente exceptuando a países como Corea del Norte. Tras ser una economía abierta durante la época de Puertos Francos que empezó en 1852 y duró hasta la primera guerra mundial, Canarias se desarrolló más que nunca. Luego, durante el franquismo, mientras en España primaba la autarquia, en Canarias había de todo. 

Finalmente esas libertades se nos han ido quitando con las sucesivas reformas del REF y la plena integración en la Unión Europea, creando un mercado cautivo para la colocación de los excedentes industriales y agrícolas de España. A principios del siglo XX, en pleno auge de los puertos francos y de las libertades comerciales que gozábamos, las importaciones desde España representaban el 12% de nuestras importaciones totales. A día de hoy cerca del 90% de nuestras importaciones totales provienen de España, sin que ello se justifique por la competitividad internacional de España. 

Te pongo un ejemplo. Me contaba un amigo que, según la orden de medidas fitosanitarias de 12 de Marzo de 1987, Canarias solo puede importar naranjas de España. Si, como lo oyes. No podemos comprar naranjas ni de Marruecos ni de ningún otro lugar del mundo, solo de España. Obligados por ley. Con dos cojones. Pero un español si puede importar naranjas de Marruecos a Murcia o Sevilla, empaquetarlas allí y exportarlas a Canarias. 

Otro ejemplo, nosotros tenemos una gran producción de aguacates y de mucha mejor calidad que los cultivados en España, pero está prohibido exportarlos a España. La consecuencia es que esa producción se tiene que vender en plaza, si o si, y por tanto los grandes distribuidores como Alcampo, Mercadona, Carrefour, etc... aprietan al productor canario todo lo que pueden.

Quizás la solución sea montar una fabrica de guacamole y exportar el producto manufacturado. Pues tampoco, porque la importación de envases está penalizada con el Arbitrio sobre Importaciones y Entregas de Mercancías en las Islas Canarias (AIEM). De forma que sale mejor montar la industria fuera y desde allí exportar que montarla en Canarias. 

Lo mismo ocurre por ejemplo con el aloe vera. Tenemos un aloe vera de gran calidad pero si importo los envases para envasar aquí tengo que pagar una burrada en AIEM, mientras que si alguien, desde España, exporta aloe vera a Canarias no tiene que pagar nada.

En realidad nuestra industria y nuestra agricultura está prácticamente desmantelada. La distribución comercial está mayormente en manos foráneas y el sector turístico en manos de los tour operadores. Resumiendo; corrupción, monocultivo, sueldos bajos, paro alto, actividades marginales de la cadena de valor e indicadores sociales propios de países tercermundistas. ¿Es esto el perfil de una economía europea avanzada o más bien se parece a las economías africanas durante la época colonial?

A vista de todo esto creo que quien se tiene que sentir ofendido por la inclusión de Canarias en Africa es el africano y no el canario.



---------------------------------------------------------------------------------- Si consideras que la información de este articulo te ha sido útil puedes colaborar a hacer realidad estas ideas y este proyecto