martes, 15 de noviembre de 2011

Las bases del PNC también se desmarcan de CC-NC ante el 20-N

Al comunicado que publicábamos antier en donde el Taller Secundino Delgado, corriente interna de CC, aconsejaba "no participar en modo alguno en el desarrollo del proceso electoral 20-N" - algo que se podria incluso interpretar como una llamada a la abstención - le sumamos hoy, las declaraciones publicadas en el periodico El Dia, las bases del PNC en Gran Canaria y Tenerife que se oponen a su cúpula y al pacto con CC y anuncian que exigirán pronto la celebración de un congreso nacional para cambiar al máximo responsable - Juan Manuel García Ramos - y "revisar" el pacto que mantiene con los otros dos partidos del grupo nacionalista. 



Los seguidores de este blog recordaran que durante este año hemos escrito y apoyado a ese movimiento interno dentro del PNC cuyo objetivo, desde un primer, era la celebración de un congreso nacional para recuperar el partido del secuestro antidemocrático al que Ayala y Garcia Ramos lo habian sometido plegandolo a los deseos de CC. También hemos comentado como el caso del PNC es uno de los casos mas obvios de incumplimiento por parte del aparato judicial español de los derechos y libertades civiles en Canarias (ver articulos aqui y aqui).

La contestación de hoy de la "cúpula" del PNC, en su página web, a las declaraciones de las bases y las expulsiones ilegales de militantes - en una autentica "caza de brujas" - son síntomas de la forma "peculiar" que tiene Coalición Canaria y sus parásitos de entender la voluntad popular y la democrácia.

Igual de "peculiar" es su forma de entender las prioridades y las necesidades reales de Canarias - por ejemplo en el caso del Puerto de Granadilla - reflejo de su alma de medianeros y su concepción de Canarias como su finca particular en el que la voluntad popular es sistemáticamente negada.

Cada vez son mas los ciudadanos canarios nacionalistas y no nacionalistas descontentos con una falsa democrácia ultraperiférica basada en una ley electoral que es un fraude a los ciudadanos. Cada vez son mas los grupos que abogan la abstención como forma de deslegitimizar estos comicios en Canarias.

Algo se está moviendo en esta sociedad. Hay una revolución democrática y ciudadana incipiente y el que crea que esto se acaba el 20-N se equivoca.