jueves, 9 de junio de 2011

Necesitamos un proyecto de construcción nacional

Llevamos más de 20 años de nacionalismo en Canarias y en ese periodo hemos sido incapaces de articular un proyecto nacional integrador. Las rivalidades insulares y la especulación del ladrillo han podido mas.

Poco a poco hemos ido viendo como nos quitaban libertades comerciales. Hemos ido viendo como a través de técnicas de dumping, prohibidas en el resto del mundo, acababan con la producción local, incapaz de competir con los productos subvencionados de fuera. Quedándose con nuestros mercados y explotándolos como mercados cautivos.

El ciclo de la construcción y el turismo se acabó. Podrán venir más turistas, pero ya no serán el motor del crecimiento que absorba la mano de obra excedentaria. Necesitamos crecimiento por encima de la media y bajo el yugo del actual marco jurídico y regulatorio que nos oprime, no hay sectores que hoy por hoy puedan aportar ese crecimiento.

Un futuro incierto planea sobre nosotros con los hidrocarburos de trasfondo. Se nos acaba el modelo económico y se nos acaba el modelo político. Es el momento de tener altura y miras para desarrollar un verdadero proyecto nacional que nos lleve a buen puerto en los próximos 50 años. 

Lo dificil es cambiar mentalidades. El que quiera empujar que empuje, el que no este por la labor que se aparte o se mande a mudar. Ya esta bien de sacrificar las oportunidades de muchos por la comodidad, el ego y el bolsillo de unos pocos. El cambio es inevitable,…. la confrontación también.

Amanecer en Canarias