El 9N de 2014

Por Sr X

En el año 2012 estuve viviendo en Barcelona. Durante esta provechosa experiencia me llamó la atención sobre todo un aspecto de la vida cotidiana de los catalanes. En las aulas de la Universidad así como a pie de calle se respiraban aires de consciencia. Todo hacía presagiar y así lo estamos viendo en los acontecimientos actuales, que Catalunya se estaba preparando para un gran cambio, marcado por el escenario de la crisis económica en el Estado Español.

La relación entre catalanes y españoles, siempre tortuosa. Foto:La Razón.


Por así decirlo, España y Catalunya no se han entendido nunca. Es como esa pareja ligada a la fuerza que se muestra incapaz de encontrar la fórmula para que ambos cónyuges se sientan felices. Realmente es una divergencia de un marcado carácter cultural e identitario que hunde sus raíces en el siglo XVIII y tiene como momento culminante en la época moderna, la Guerra Civil Española y su posterior represión etnocida. Solo el pragmatismo exacerbado y el aplazamiento de los deberes ha hecho que la Catalunya “comunidad autónoma” haya sobrevivido hasta nuestros días. En ocasiones, el dinero de Madrid también ha servido como atenuante. Pero llegó la gota que colmó el vaso y el paso hacia delante se ha llevado a cabo sin vacilación alguna.

Gabinete de la elaboración de la consulta en La Generalitat. Foto: Facebook.


Los de la Meseta claman al cielo y sacan sus artillería intolerante desde todos los ámbitos. Sin embargo, en el fondo saben que esta bola de nieve ya no va a pararla nadie. Más si cabe, teniendo en cuenta que desde un punto de vista económico, a las razones de siempre, se le unen lo atractivo que puede ser para un nuevo país unirse a la economía globalizada sin la losa de un Estado corrupto e ineficiente. Apelan a la manida cantinela de la inconstitucionalidad como si su régimen semidictatorial no fuera el primero que se salta páginas de la vetusta Carta Magna a la torera.

Con lo cual, ganará la democracia y para la citada victoria ya hay fecha fijada; 9 de noviembre de 2014.

¿Y los canarios qué pintamos?...Pues más bien poco. A no ser por los cuantiosos beneficios que algunos empresarios catalanes sacan de nuestra explotación turística. Empero, tenemos mucho que aprender. Tanto del proceso catalán como también del que se está llevando con características parecidas en el futuro país británico de Escocia. Toma de consciencia, trabajo en una plataforma plural para crear la mayoría y pulso al Estado. Referéndum Sí o No y Libertad. Esa es la receta. Esa es la estrategia. Y seremos espectadores de primera fila este próximo año. A estas alturas no creo que sea necesario volver a explicar que nuestro futuro se asemeja mucho a esa ruptura con la Administración estatal con base en Madrid...

Cabrá por supuesto tener especial atención a la elaboración del Censo que harán en la Ciudad Condal. Si ese censo se hiciera en Canarias, el derecho internacional deja bien a las claras que en una consulta de este tipo únicamente pueden votar nativos. Y eso significa que no pueden hacerlo los colonos, aunque les pese. Así que no me valen las encuestitas realizadas hasta ahora en una colonia con más de 1000 colonos habilitados para responder. Seguiremos hablando de "nuestro tema" cuando toque.

Así las cosas, una auténtica prueba de fuego para medir el talante democrático del personal. No se acaba el mundo fuera de España sino más bien, todo lo contrario.





----------------------------------------- Si consideras que la información de este articulo te ha sido útil puedes colaborar a hacer realidad estas ideas y este proyecto