Es indignante y frustante ver morir a una niña de seis años y no poder hacer nada



El pasado martes murió una niña ahogada en la Playa de la Garita en Lanzarote, ya que se había suspendido el servicio de socorrista por falta de presupuesto del ayuntamiento, al retirarle la bandera azul. 





Abilio Ortega, vecino de Las Palmas de Gran Canaria, ha iniciado una recogida de firmas en un portal http://chn.ge/14cwvha y nos remite el siguiente texto:

Es indignante y frustante ver morir a una niña de seis años y no poder hacer nada ...
Estaba pasando unos días de vacaciones en Lanzarote y mi familia estaba en la playa de La Garita -- Arrieta , y sobre las 15:15 horas un surfista sacó a una niña de entre 6/8 que se había ahogado. Por lo que pudimos averiguar se había ido con sus dos hermanos al muelle que está en dicha playa, y se había caído al agua.

Junto con la indignación por la extremada tardanza en acudir las asistencias médicas (mi padre también murió en Punta Mujeres seguramente por el mismo motivo), pudimos averiguar que el servicio de socorrista se había eliminado presuntamente al eliminar la bandera azul a dicha playa ...

Al ver la muerte tan cerca, y al sentirte tan impotente por no poder hacer nada, las horas se pasan como años, la esperanza se convierte en angustia, y valoras muchas cosas a las que en tu día a día no le das ninguna importancia.

Días después nos enteramos que la niña se llamaba Osiris, y que en un descuido del padre, ella y sus hermanos se fueron a jugar ... por última vez a esa maravillosa playa de Lanzarote.

Y yo me pregunto ... tanto cuesta poner éste servicio de socorrismo en las playas que así lo necesiten ? ... (En Puerto del Carmen lo hay ... y me imagino que es por ser zona turística , no por la fuerza del mar ...) ; tenemos conciencia de como está la Sanidad y las urgencias en éstas islas ...

También he leído a algún político de la oposición del ayuntamiento en cuestión demandando dicho servicio para las playas del norte de Lanzarote ... con la boca pequeña claro está ...

La situación a la que nos está llevando los robos de la elite extractiva, empresarial y política, ya afecta no solo a nuestra calidad de vida sino a la supervivencia física de nuestros hijos. Una situación de la que todos somos cómplices, por acción u omisión, por indiferencia, por consentimiento o por mirar hacia otro lado.



---------------------------------------------------------------------------------- Si consideras que la información de este articulo te ha sido útil puedes colaborar a hacer realidad estas ideas y este proyecto