jueves, 25 de abril de 2013

Como nos engañan con las cuentas, o el mito del deficit fiscal

Hoy ha salido la encuesta de la Población Activa correspondiente al primer trimestre de 2013. La tasa de paro general en Canarias llega al 34,27% de la población activa y la tasa de paro juvenil llega al 70%.

 



Además del desastre del paro, en Canarias es donde más crece la pobreza relativa. El índice de pobreza se ha incrementado en más de diez puntos porcentuales desde los años 70 hasta el 2008, y desde entonces no ha hecho más que incrementarse, situándose en la más alta de todo el estado y llegando actualmente a superar el 35% al tiempo que la renta por habitante no ha hecho más que decrecer con respecto al resto de regiones del Estado en los últimos 18 años, periodo en que Canarias ha estado mayoritariamente gobernada por la coalicion CC +PP.

El deterioro de la renta por habitante durante los últimos 20 años ha sido progresivo y constante

Lo que resulta más que curioso es que con estos datos de paro tercermundistas Canarias siga siendo una de las únicas tres Comunidades Autónomas, junto con Madrid y Baleares, que puede seguir pagando sus propias pensiones. Además choca que una economía supuestamente "subvencionada" sea capaz, no solo de pagar sus propias pensiones sino de contribuir a tapar el agujero de las pensiones al resto del estado.

Durante los últimos 15 años Canarias ha generado un superavit de la Seguridad Social de entre 600 y 2.000 millones por año. Un dinero que se ha usado para tapar el agujero de otras CC.AA y para financiar el déficit del estado español a través de la compra de deuda pública.

Mapa de las pensiones para el ejercicio 2011 en el que Canarias muestra un superavit (paga más de lo que recibe) de mas de 600 millones. Durante la mayor parte de la primera década del siglo XXI, antes de la crisis inmobiliaria Canarias, solía aportar entre 1.500 y 2.000 millones de más en concepto de pensiones y Seguridad Social


Este aparente puzzle sin sentido macroeconómico parece de difícil explicación ya que desafía a toda lógica. Pero no lo es. La primera pista nos la da el análisis pionero de Angel Cuenca sobre la Balanza Fiscal de Canarias, publicado primero en el informe Encanta en el contexto del cambio de estatus de integración en la UE por uno de Asociación y luego en un articulo en el primero numero del periódico El Guanche.

Las Balanzas Fiscales fueron publicadas, por primera y última vez, por el Ministerio de Economía y Hacienda en el año 2008. Un análisis de dichas balanzas nos puede dar una pista. La Balanza calculada bajo el método de Flujo Monetario arroja que, al contrario de lo que se cree, la balanza fiscal canaria está casi en equilibrio. En cambio, calculada como carga-beneficio arroja un déficit superior al 6%. 

La supuesta balanza fiscal negativa es falsa. Los datos del ministerio demuestran que calculada como el flujo monetario la balanza muestra un ligero saldo negativo, es decir está prácticamente en equilibrio. Este saldo negativo es mucho menor que el de otras comunidades autónomas. Dicho de otra forma las supuestas subvenciones que recibimos, en realidad, nos la pagamos a nosotros mismos.




La diferencia entre las dos balanzas fiscales, simplificando, correspondería más o menos a las transferencias fiscales invisibles por el impuesto de sociedades, es decir, actividad económica que se genera en Canarias pero que no tributa en Canarias. La diferencia entre una y otra base de cálculo es del 5% del PIB. Esto quiere decir, que todos los años el 5% del PIB canario se transfiere como impuesto de sociedades a Delegaciones de Hacienda fuera de Canarias. Unos 2.500 millones de Euros al año. 

España extrae más de 1.100 Millones €/año de media en superávit de Seguridad Social en Canarias. Más de 600 Millones €/año de beneficios e Impuesto de Sociedades de AENA, Puertos del Estado, LAE, Correos y Telegrafos, etc. Más fiscalidad y rentas empresariales y laborales generados en España por nuestras importaciones de bienes allá producidos, forzadas por el estatus de Region Ultraperiferica. En la década de los 60 importábamos alrededor de un 20% de nuestras importaciones totales de España, a día de hoy esa cifra se acerca al 80%, unos 11.000 millones, sin que la competitividad exterior de España haya mejorado, ni que se haya convertido en un país exportador como China sin nosotros enterarnos. Más beneficios de Bancos y entidades financieras.

Las subvenciones son migajas que nos pagamos a nosotros mismos y que les regalamos a otros de fuera. Nuestra balanza está casi en equilibrio a pesar de los generosos incentivos fiscales otorgados a la oligarquia canaria en forma de RIC y otras exenciones de impuestos, que en el fondo, no son más que una transferencia de renta de las clases bajas canarias a las clases altas para mantener el régimen colonial extractivo. 



El saldo negativo "oficial" de la balanza fiscal de unos 300 millones de Euros es despreciable si tenemos en cuenta la cantidad de rentas que España extrae de este territorio. Nuestra balanza fiscal real debe ser mucho más parecida a la de Baleares, es decir, que aportamos mucho más de lo que recibimos del estado español. Si tuviésemos una Hacienda Canaria propia, como Euskadi, y esa fiscalidad se quedase aquí, el Presupuesto de Canarias podría duplicarse. El total del expolio de España en Canarias podría acercarse a los 6.000 Millones/año. Es decir, un 10-14% de nuestro PIB. Y como les parece poco, ahora vienen a por el petróleo.

Pero si empezamos a entrar en la letra pequeña veremos que posiblemente nuestra estimación se queda corta. Por ejemplo todas las ayudas pesqueras llegan a las cuentas canarias a través de una pequeña oficina de Jose Ramón Fontán, en el entorno del Parque Santa Catalina en Las Palmas de Gran Canaria, y desde dicha oficina de Anacef, se transfieren, en un 90% a Galicia, a una flota pesquera que ni siquiera aparece por Canarias. Pero dichas "ayudas" se contabilizan como parte de lo que recibe Canarias a través del Poseican. 

Lo mismo ocurre con las supuestas ayudas al transporte y el REA. Son ayudas de estado con finalidad regional según jerga del régimen de ultraperiférica. Aunque lo pague el ministerio esas partidas están recogidas como fondos transferidos a canarias LOFCA (transferencias directas del estado), pero existe un tremendo fraude para cobrar ayudas. Las ayudas en ralidad no van al consumidor sino a las grandes cadenas y a las navieras españolas, eso si se contabilizan como transferencias fiscales a Canarias. 

Por ejemplo Mercadona inflan tanto las supuestas exportaciones a canarias que resulta que somos el principal consumidor de aceite de oliva (entre otros productos). No solo eso, sino que de alguna forma debemos bañarnos literalmente en aceite porque nuestro consumo por habitante es algo así como cinco veces mayor que lo que consumen de media los españoles.

Mercadona y otras grandes superficies extranjeras presentan partidas que son solo estadísticas para poder cobrar subvenciones al transporte y régimen del REA, que luego se imputan a nuestra balanza fiscal, como tantas otras cosas. No te tengo que recordar que son los pibes de verde quienes "custodian" nuestras aduanas.

Como decia Paulo Freire la educación no es solo saber leer y escribir, la educación es la comprensión crítica de la realidad social, política y económica.

---------------------------------------------------------------------------------- Si consideras que la información de este articulo te ha sido útil puedes colaborar a hacer realidad estas ideas y este proyecto